El Ayuntamiento ha invertido más de 900.000 euros en mejoras en las instalaciones de centros educativos de Eibar desde el inicio de este mandato

Imagen de archivo de la escuela de Amaña.

Imagen de archivo de la escuela de Amaña.

24/04/2023

La inversión prevista para este año es de 170.000 euros, e incluirá actuaciones de mejora en los colegios de San Andrés y de Amaña. Algunas de las actuaciones realizadas durante estos años han contado con la subvención otorgada por el Gobierno Vasco en el marco del programa Udalaguntza.

El Ayuntamiento de Eibar ha invertido más de 900.000 euros en actuaciones de mejora de las instalaciones de centros educativos públicos de la ciudad desde que en 2019 se iniciara el actual mandato municipal el pasado año 2019. A dicha cifra se le añaden los más de 170.000 euros de inversión presupuestados para este fin para el presente ejercicio 2023.

En palabras del alcalde, Jon Iraola, “desde el Ayuntamiento de Eibar tenemos en cuenta las necesidades y peticiones que nos trasladan los centros escolares de Eibar, e intentamos atenderlas siempre teniendo en cuenta nuestros recursos y competencias en materia educativa. En algunos casos, se trata de actuaciones que pueden ejecutarse en el momento, mientras que, en otras, dada su envergadura y/o dificultad, precisan de un presupuesto más elevado.”

Así, añade que “la inversión municipal que realizamos cada año es una muestra clara de nuestro compromiso por hacer que los espacios escolares dispongan de mejores instalaciones”.

En concreto, para este año se han presupuestado varias actuaciones de mejora en las instalaciones educativas de titularidad pública. Así, en el colegio San Andrés se llevará a cabo la obra de reparación de humedades, así como la mejora de la conexión entre aulas. Por otro lado, en la escuela de Amaña se procederá a una actuación para reducir las humedades.

Estos trabajos están subvencionados prácticamente al cincuenta por ciento por el Gobierno Vasco en el marco del programa de ayudas Udalaguntza 2022.

Actuaciones llevadas a cabo en ejercicios anteriores del mandato

El pasado año 2022 fue el ejercicio con mayores inversiones municipales de la legislatura en materia de obras en centros educativos, pues se llevaron a cabo actuaciones por importe de alrededor de 480.000 euros. En este sentido, es preciso señalar que, tras la pandemia y la necesidad de reconfigurar las previsiones de inversión en los años 2020 y 2021, fue en este ejercicio cuando el Ayuntamiento de Eibar recuperó su capacidad inversora en materia de obras y mejoras urbanas y de edificios.

Así, los trabajos ejecutado en el año 2022 incluyeron, entre otras actuaciones, el pintado de la fachada y la renovación de los vestuarios y el gimnasio del colegio Urkizu; la reforma del patio del colegio San Andrés; la reforma del patio y juegos del colegio Amaña y las actuaciones llevadas a cabo en la instalación de la calefacción; la reforma de los aseos del colegio Arrateko Andra Mari; y la instalación de la escalera de emergencia en la haurreskola de Orbea.

Asimismo, se crearon sendos huertos escolares en la Haurreskola de Sansaburu y en el instituto de Jardiñeta y se procedió al reverdecimiento y mejora del patio de Iturburu.

El año anterior, en 2021, la inversión municipal fue de alrededor de 190.000 euros, con trabajos que se centraron en la reforma del aseo de la terraza así como del aseo de la primera planta del colegio Urkizu, además de actuaciones de reparación de la pasarela de acceso a este centro; la reparación de la cubierta de Iturburu; la instalación del sistema de agua caliente en el centro educativo de Amaña; y la creación de las escaleras entre las gradas del patio del colegio Arrateko Andra Mari. Además, se creó un huerto escolar en el colegio de Iturburu.

El año 2020, y como consecuencia de la pandemia y la consiguiente reducción de inversiones en materia de obras para destinarlas a otras actuaciones que permitieran paliar los efectos sociales del COVID-19, también sufrieron reducciones las inversiones en escuelas. Aun así, se invirtieron alrededor de 90.000 euros en trabajos como la colocación de nuevas barandillas en el colegio Arrateko Andra Mari, el acondicionamiento acústico del comedor del colegio de Amaña y el arreglo de fugas en el centro CEPA, entre otras.

Por último, en 2019, año en que se inició la actual legislatura municipal, fueron también varias las actuaciones de mejora en las escuelas eibarresas, con un importe invertido de alrededor de 140.000 euros. Ese año, se procedió, entre otras actuaciones, al pintado del patio y las vallas, así como la sustitución de luminarias en el colegio Urkizu; al pintado del colegio Arrateko Andra Mari; la elevación de la altura de los urinarios de la tercera y cuarta planta y la sustitución de luminarias en el colegio San Andrés; la sustitución de placas de policarbonato en el colegio de Amaña; la reparación de las humedades de la cubierta en Iturburu; y diversas reparaciones en el centro CEPA.