El entorno de la iglesia del Carmen y el colegio de Urkizu serán objeto de una remodelación urbana integral

15/06/2016
Se renovarán las aceras, el mobiliario y la jardinería y la zona dispondrá de un nuevo alumbrado de mayor eficiencia energética. Además, se acometerá una reforma del muro de la plazoleta de la iglesia. El Ayuntamiento saca a licitación la obra, presupuestada en 288.798,54€ (IVA incluido) y un plazo de ejecución de 16 semanas.

El Ayuntamiento de Eibar llevará a cabo este año una ambiciosa actuación de remodelación y mejora de las aceras comprendidas entre los números 1, 2, 3 y 5 de la calle Karmen, en torno a las cuales se sitúan dos importantes dotaciones para la parte baja de Eibar, una de carácter público, el colegio de Urkizu, al que acuden diariamente más de 300 alumnos, y la segunda la iglesia del Carmen, que registra asimismo un importante movimiento de personas cada día. La obra que se va a ejecutar ha salido a licitación con un presupuesto de 288.798, 54€ (IVA incluido) y un plazo de ejecución de 16 semanas.

Con este proyecto, el Ayuntamiento pretende mejorar el entorno actuando en distintos aspectos. Para ello, se colocará pavimento nuevo en toda la zona, incluso la acera situada sobre el muro del entorno de la iglesia, se cambiará el mobiliario urbano y el arbolado, se instalará un nuevo alumbrado que permitirá obtener una mayor eficiencia energética y se revestirán los muros con aplacado de granito natural en el entorno de la iglesia. Esta obra se desarrollará en una superficie aproximada de 1.000 metros cuadrados.

El proyecto contempla también la retirada de las barandillas que delimitan la acera, con el objetivo de facilitar el aparcamiento en línea en la zona, a excepción de un tramo de unos veinte metros de barandilla que se mantendrá como protección a la salida del colegio de Urkizu. Además, en la plaza de la iglesia, se quitarán y renovarán los árboles y bancos que hay junto al muro de contención.

En la actualidad, el pavimento de las aceras se encuentra bastante deteriorado como consecuencia del paso del tiempo. Incluso, a la altura del número 1 de la calle Karmen, la acera está completamente levantada por efecto de las raíces de los árboles existentes en la zona. Por ese motivo, se procederá a levantar la totalidad de las aceras y construir unas nuevas.

La renovación del mobiliario urbano incluirá la colocación de nuevos bancos en varios puntos, la instalación de papeleras, la colocación de hitos extraíbles en un vado de acceso para vehículos que se construirá para que accedan los coches fúnebres a la puerta de la iglesia, y los alcorques en todos los árboles.

En el caso de la jardinería, se plantarán dos árboles en la zona de la iglesia, y otros cuatro en la acera de los números 1 y 3. Se renovará, asimismo, una parte del alumbrado con farolas LED y se aprovecharán estas actuaciones para habilitar nuevas conducciones para recogida de aguas pluviales.

Las empresas que quieran llevar a cabo estas actuaciones tienen de plazo hasta el próximo 5 de julio para presentar sus ofertas.