Velatorios y ceremonias fúnebres

El Ministerio de Sanidad aprobó, el domingo, 29 de marzo, la Orden SND/298/2020, que establece en el contexto del Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo, que declaró el estado de alarma para la gestión de la crisis sanitaria del coronavirus, medidas excepcionales en relación con los velatorios y ceremonias fúnebres para limitar la propagación y el contagio por el COVID-19.

Esta orden resulta de aplicación a todos los fallecimientos que se produzcan en España durante la vigencia del estado de alarma.

Entiende el Ministerio que, debido a las especiales características que rodean las ceremonias fúnebres, es difícil asegurar la aplicación de las medidas de contención y distanciamiento con la separación interpersonal de más de un metro necesaria para limitar la propagación del virus y que, por otra parte, en el caso del COVID-19, familiares o allegados del fallecido han podido ser contactos estrechos, por lo que deberán permanecer en sus casas observando la cuarentena correspondiente.

La Orden SND/298/2020, de 29 de marzo, producirá efectos desde el 30 de marzo de 2020, el mismo día de su publicación en el Boletín Oficial del Estado, y mantendrá su vigencia hasta la finalización de estado de alarma y sus prórrogas.

Para más información sobre la prohibición de velatorios en todo tipo de instalaciones, así como de los funerales civiles y religiosos, consulta aquí el decreto por el que se establecen medidas excepcionales en relación con los velatorios y ceremonias fúnebres para limitar la propagación y el contagio por el COVID-19.