El Ayuntamiento transmite a la ciudadanía que las noches de los fines de semana en Eibar siguen siendo tranquilas y con buen ambiente

17/02/2017
Ante la sensación de que los incidentes han aumentado, la Ertzaintza ha elaborado un informe de actuaciones desarrolladas en los últimos siete meses que concluye que la situación “no es grave ni preocupante”. El Ayuntamiento, pese a todo, va a establecer un protocolo de actuación junto con la Policía Autónoma para reforzar la seguridad en algunos puntos considerados “más sensibles”.

El alcalde de Eibar, Miguel de los Toyos ha querido transmitir a la ciudadanía un mensaje de que las noches de los fines de semana en la ciudad siguen siendo “tranquilos”, y que “la delincuencia no ha aumentado”, a pesar de la sensación que, desde diferentes entornos, se transmite un posible incremento de los incidentes en los últimos meses.

Ante dicha sensación ciudadana “de que últimamente había muchos incidentes los fines de semana y de que Eibar se estaba convirtiendo en una ciudad insegura”, ha explicado el alcalde, el Ayuntamiento solicitó a la Ertzaintza la elaboración de un informe sobre las actuaciones y atestados llevados a cabo recientemente.

El informe, ya en manos del Ayuntamiento, comprende los siete meses entre julio de 2016 y enero de este año. En este periodo, y según la Policía Autónoma, se registraron en Eibar 29 incidentes durante las noches de los fines de semana, de los cuales la propia Ertzainza califica 27 de ellos de carácter leve y dos de carácter grave (una agresión con arma blanca y otra con una botella, con resultados de personas heridas y, además, en uno de los casos, el agresor tenía antecedentes penales).

“Si hacemos un cálculo, sale a un incidente cada fin de semana, una estimación que la Ertzaintza califica como no preocupante y que, comparativamente con otras localidades de similares características y con zonas de ambiente, consideran que no es grave”, detalla Miguel de los Toyos.

Aun así, el Ayuntamiento ha decidido actuar y tratar de reforzar el control, para lo cual se va a establecer un protocolo de actuación junto con la Ertzaintza y la Policía Municipal, “porque sí que es verdad que hay varios puntos que son más sensibles y donde se están concentrado los incidentes, pese a que muchas de las situaciones son incontrolables”.

“En Eibar el ambiente de los fines de semana es bueno y sano, y no se tiene que alterar dicho ambiente ni crear alarma social. Y, de todas formas, vamos a tomar medidas, junto con la Ertzaintza, para seguir trabajando en favor del incremento de la seguridad ciudadana”, ha concluido Miguel de los Toyos.