Declaración Institucional del Ayuntamiento de Eibar con motivo del día 21 de marzo, Día Internacional contra el Racismo y la Xenofobia

20/03/2013
El fenómeno migratorio es una constante que se ha reproducido generación tras generación. Eibar, nuestra ciudad, como tantas otras, es el resultado de diversos movimientos migratorios que se han ido sucediendo en diferentes momentos de la historia.

Eibar, consciente de su pasado, ha sido y es una ciudad acogedora, una ciudad abierta, que dio la bienvenida primero a personas llegadas desde otras comunidades y en estos últimos diez años, también a personas llegadas desde otros países.

Personas que llegaron para mejorar sus condiciones de vida y contribuir al desarrollo de la ciudad.

 Además, los eibarreses y eibarresas, sabemos lo que es ser emigrante, muchos de nuestros antepasados, tuvieron que dejar nuestra tierra para establecerse en otros países de Europa o América. Por lo tanto, somos conocedores de lo difícil que es dejar la casa, la familia, el entorno y llegar a un nuevo país, para así poder alcanzar un nivel de vida digno.

 En Eibar, residimos hoy en día personas procedentes de 65 países, una gran diversidad cultural que contribuye al progreso económico, social y cultural, así como al desarrollo de una sociedad basada en la convivencia y en el respeto, donde ningún ser humano debería ser excluido o invisibilizado.

La integración social de estos nuevos vecinos y vecinas creemos que hay que trabajarla desde una perspectiva local, tal y como lleva tiempo haciéndolo el Ayuntamiento de Eibar. Integración, siempre entendida como un proceso bidireccional y no recayendo todo el peso en la persona recién llegada, si no en todos los ciudadanos y ciudadanas. Las administraciones, los movimientos sociales, los partidos políticos, y la ciudadanía somos corresponsables y debemos trabajar juntos por la convivencia en diversidad y en defensa de la igualdad, erradicando el racismo, la xenofobia y la intolerancia de nuestros entornos.

Por lo tanto, en esta época de dura crisis que estamos viviendo, donde la población de origen extranjero se ha convertido en diana de rumores, bulos y falsas creencias, el Ayuntamiento de Eibar hace un llamamiento a sus vecinos y vecinas para que cada uno/a de nosotros/as aportemos nuestro granito de arena por una convivencia basada en el respeto a la diversidad y hagamos un esfuerzo en conocernos entre todos, teniendo siempre en cuenta la dignidad humana de cada persona, ya que con el conocimiento se desmontarán muchos prejuicios equivocados que podamos tener.